Reserva tu plaza en nuestros cursos o compra nuestras tartas personalizadas

Kit-Kat Cupcakes y mi locura de recorrerme 12.000 km en busca de mis vacaciones perfectas

He decidido cuál será mi destino en estas vacaciones. Estuve con muchos dolores de cabeza y con estrés post vacacional a causa de no saber dónde ir?… Y de repente una luz apareció en mi vida, una luz en forma de rectángulo… Sí, de rectángulo… El rectángulo o barrita más bonita que exista. Y chis pun… tara tatan… JAPON. Sí, sí habéis leído bien. Me quiero ir a Japón. Y quiero irme ya, recorrerme esos 12.000 kilómetros aprox, sin importarme el jet lag y plantarme en el primer supermercado Japones y correr con la suerte de encontrarme con esos rectangulitos tan bonitos, saquear el supermercado y llevarme absolutamente todas, todas las barritas que encuentre… os estoy hablando del “Kit-Kat”. Y diréis pero ésta chica está loca o qué? si aquí en España hay Kit-Kat por doquier y se va a pegar 12.000 km solo por comprar más?… Pues noooooooo… estos Kit-kat’s son especiales, únicos y en mi vida había visto algo tan bonito y tan apetecible, no podía creerme cuando una amiga y alumna de los cursos cupcakes madrid, llegó de Japón y me contó que habían Kit-kat de todos los sabores y colores. Así que corriendo a casa enchufe el ordenador y magia: Allí estaban, sí señores google que todo lo puede y todo lo encuentra me dio el regalo de ver lo que no creía… Waooo Kit-Kat de colores y sabores. Entre en shock, mi ritmo cardiaco se acelero y no podía mediar palabra alguna. Una vez reaccione decidí rotundamente querer irme a Japón, y recorrerme todos los supermercados si fuera necesario hasta encontrar esta maravilla. Zamparme unos cuantos, llenar mi maleta, volverme al aeropuerto y de regreso a España. Ese sería mi itinerario de vacaciones por Japón jajaja Y volviendo a la realidad, tuve que conformarme, esconder la tarjeta de crédito porque hasta billetes de avión ya había mirado e irme al super del barrio, comprar unas cuantas barras tradicionales de las de siempre y venirme a casa para matar el mono y no cometer locuras. Y hacer de mi momento que estaba siendo amargo y frustrante jajaja el más especial y sabroso haciendo unos Cupcakes de Kit-Kat… Y vaya tela! Pa chuparse los dedos… Que locura en cuanto los termine, volaron en casa. Entre mi marido y yo nos comimos los 6 cupcakes, con la mala suerte (=a buena suerte) que no les hice fotos y tuve que hacerlos de nuevo. (Nosotros encantados y mi marido aun mas, y es que tiene mucho vicioooo, pero de kit-kat eh! no seáis mal pensados jejeje).

Para 6 cupcakes los ingredientes que necesitamos son los siguientes:

-105 grs de harina tamizada

-80 grs de azucar

-65 grs de mantequilla

-2 huevos

-2 cucharaditas de levadura química

-3 cucharadas de cacao puro en polvo (puede ser Hershey’s cocoa o el de Valor de toda la vida)

-3 barras de kit-kat ralladas

-1/2 yoghurt Precalentamos horno a 180º.

Preparamos el molde de cupcakes con las capsulas o papelitos. En un bol batimos la mantequilla y el azucar hasta que este bien cremosa, añadimos los huevos. Mezclamos la harina (tamizada) con el polvo de hornear y el cacao en polvo introducimos la harina a la mezcla anterior a la vez que el yoghurt.  Batimos hasta que la mezcla este homogénea. Finalmente introducimos la ralladura de kit-kat y batimos a velocidad baja por 1 min.

Repartimos la mezcla en las capsulas y metemos al horno durante 20 min o hasta que al introducir un palillo este salga totalmente limpio. Sacamos del horno y dejamos enfriar 2 min en el molde. Luego sacamos los cupcakes y los trasladamos a una rejilla para que se enfríen totalmente.

Para el Buttercream: 65 grs de mantequilla a temperatura ambiente 130 grs de azucar glass 1/2 cucharada de leche 1 cucharada colmada de crema de cacao (nutella o nocilla). Si deseamos podemos rallar tambien un par de barras de kit-kat teniendo en cuenta de rallar muy bien para que no atasque la boquilla de la manga pastelera. Batimos durante 1 min a velocidad baja y seguidamente a velocidad alta de 3 a 4 min. Una vez tengamos el buttercream lo metemos en la manga pastelera y decoramos. Yo utilice la 1M. Finalmente decoramos con media barrita de kit-kat y si queréis con un palito de Mikado como lo he hecho yo.

Os aseguro que están de muerte… Y que este cupcake es ideal como postre para sorprender a nuestros invitados en alguna cena, comida o simplemente en alguna merienda que organicemos. A la mayoría les encanta el Kit-Kat y con seguridad acertaríamos.

Así que manos a la obra, yo mientras tanto seguiré mirando billetes de avión e imaginando entrar a un supermercado Japones y llenar un súper carro de Kit-Kats de sabores… Ainssss que ganitas… Sería la bombaaaaaa…

Un abrazoteeeeeee de osooo…

 

1 comentario
  1. ¡Pues anímate a ir!. Nosotros fuimos este año, en abril, y nos tocó la floración de los cerezos y ¡es precioso! y trajimos kit-kats de té verde conmemorativos del sakura. Eran verdes, era extraño pero estaban muy ricos y la envoltura era preciosa. Ahh y por si fuera poco, también hay “Mikado” de sabores. ¡Yo me traje unos de fresa!. Viajamos a través de Portaljapon y los viajes salen bastante bien de precio. Eso sí, hay miles de tentaciones para llenar cientos de maletas.
    ¡Felicidades por esos cupcakes que se ve que están de muerte!.
    Saludos!.

Madrid
Arturo Soria
91 743 43 90
Madrid
Cuatro Caminos
91 535 44 30
Madrid
Mendez Álvaro
91 032 59 11
Zaragoza
Capital
976 978 434